Miguel Rios

El Rey Del Rock

Primeros Años

Miguel Ríos nació en el barrio Cartuja de Granada (Andalucía), el menor de los siete hijos de una familia de clase baja. Su familia provenía del municipio granadino de Chauchina. Nada más acabar los estudios, en los Salesianos, tuvo que ponerse a trabajar. Su primera ocupación, a los quince años, fue como dependiente en un bar y posteriormente trabajó como empleado en la sección de discos de unos grandes almacenes, donde entraría en contacto con el rock and roll, lo que hizo nacer en él el deseo de convertirse en cantante.

Acompañado de un grupo de amigos, se presentó al concurso Cenicienta 60 de Radio Granada, interpretando "You Are My Destiny", de Paul Anka, y ganó. Con el permiso materno, ya que su padre había muerto unos meses antes, se trasladó a Madrid en 1960, cuando sólo contaba 16 años, de la mano de un cazatalentos. Tras una primera etapa de apuros económicos, el 2 de enero de 1962 grabó con la compañía Polygram sus cuatro primeras canciones para un EP, trabajo por el que cobró 3000 pesetas.

Se hizo un hueco en la musica

Comenzò a ser una voz conocida

El gran éxito: el Himno a la alegría

En 1968 Miguel ficha por Hispavox y su primer sencillo con la nueva discográfica es un gran éxito, con dos temas que se convierten en clásicos de su carrera: El río, de Fernando Arbex, y Vuelvo a Granada, un homenaje a su ciudad natal escrito por el propio Miguel. En los siguientes sencillos repite éxito con temas como Contra el cristal, El cartel y Mira hacia ti.

En 1969 graba el que sería el mayor éxito de toda su carrera, el Himno a la alegría]], una adaptación del último movimiento de la novena sinfonía de Beethoven, arreglada y dirigida por el argentino Waldo de los Ríos, destacado por sus versiones pop de grandes obras de la música clásica. Surgido en plena era del rock sinfónico y grabado por Miguel en inglés con el título A Song of Joy, alcanzó fama mundial en 1970, vendiendo siete millones de copias en todo el mundo

2

y llegando a n.º 1 en Estados Unidos, Alemania, Francia, Italia y Reino Unido, además de tener gran éxito en otros países como Japón, Suecia, Austria, Holanda, Canadá...

2

Respecto al éxito obtenido, el propio Miguel Ríos declararía: «Supuso el que tomara conciencia de que podía cantar, escribir textos, utilizar la imaginación y construir algo sólido como un disco». Así pues, ese mismo año de 1969 publica Mira hacia ti, su primer (Long PlayLP) "disco largo", en el que se incluyen los éxitos de sus sencillos con Hispavox más otros temas nuevos.

Con su carrera ya plenamente consolidada, en 1970 publica Despierta y en 1971 Unidos, trabajos que se mueven en el ámbito del rock sinfónico. En 1972 ofrece una gira de conciertos que, con el nombre de Conciertos de rock y amor, suponen el despegue en el país de la infraestructura necesaria para este tipo de eventos. Fruto de la gira es el disco Miguel Ríos en directo: Conciertos de Rock y amor, uno de los primeros discos en directo grabados en España y en el que vuelve a las raíces del rock and roll con temas clásicos que hizo famosos Elvis Presley como Hound Dog o el Rock de la cárcel (Jailhouse Rock), pero en el que también interpreta por ejemplo Cantares de Joan Manuel Serrat. Ese mismo año de 1972 es detenido por fumar marihuana y, tras pasar veintisiete días en la cárcel de Carabanchel, es puesto en libertad sin cargos.

Empezó a destacar entre los mas grandes

En el siglo XXI


Concierto de su gira Memorias de la carretera, en 2009.

El siglo XXI recibe a Miguel con el reconocimiento del sector discográfico andaluz, que le concede, dentro de los Premios de la Música de Andalucía de ese año, el Premio Especial al reconocimiento de una trayectoria musical, que le entregan dos de las figuras emergentes de la música andaluza, Estrella Morente y Marina Heredia.

Ese mismo año 2000 es invitado por Álex Lora, vocalista de la banda de rock mexicana El Tri, para cantar un dueto con él, la canción Madre Tierra, de su álbum No podemos volar. Miguel había invitado a la banda a tocar en el Primer Encuentro Iberoamericano de 1986. También en este año participa en sendos discos de homenaje a Enrique Urquijo, Carlos Cano y Antonio Flores.

Un año después, en 2001, publicaría Miguel Ríos y las estrellas del rock latino, un disco de duetos con artistas españoles como Rosendo, Joaquín Sabina y Manolo García, y latinoamericanos, como Charly García, Fito Páez, Aterciopelados, Maná o El Tri. El álbum recibe el premio de la Academia de las Artes y las Ciencias de la Música al Mejor Álbum de Rock, premios para los que también son nominados el tema Corren tiempos perros y el productor Carlos Narea. Además, es nominado para un Grammy Latino como mejor cantante de rock del año.

Sus últimos años

En 2008 presenta su último trabajo, Solo o en compañía de otros, una retrospectiva con muchas colaboraciones, en el que destaca el nuevo tema "Memorias de la carretera".

En 2009 comenzó su gira "Memorias de la carretera", con la que anunció que pensaba dar fin a su carrera artística. La gira comenzó en el Festival Músicos en la Naturaleza, el 11 de julio en la Sierra de Gredos, y debe prolongarse unos dos años con actuaciones en España y Latinoamérica. En este mismo año Warner ha editado un disco homenaje, titulado Bienvenidos, con canciones de la carrera de Miguel Ríos cantadas por otros cantantes tales como Serrat, Víctor Manuel, Ana Belén, Loquillo, Bunbury, Amaral, Chambao o M Clan.

En 2010 inició una gira de despedida, a la que llamó "Bye, bye Ríos", que comenzó en Granada, su ciudad natal, el día 17 de septiembre de 2010 y tuvo su último concierto en España exactamente un año después, en Sevilla. Posteriormente a esto, inició una mini-gira por diversas ciudades de México dónde realizó varios conciertos de despedida. Actualmente se encuentra retirado como músico profesional

4

y ofrece su voz a colaboraciones esporádicas y a numerosas causas benéficas.

En 2014 la Junta de Andalucía lo distingue con el nombramiento de Hijo Predilecto de esta Comunidad Autónoma.

Sus canciones más importantes

Santa Lucía, Bienvenidos, Memorias de la carretera, El Himno de la Alegría o Todo a pulmón son algunas de las mejores canciones de Miguel Rios.