entre rios

una ciudad muy linda

La provincia de Entre Ríos se caracteriza por poseer dos tipos de climas: hacia el norte sus características corresponden al clima subtropical mientras que templado y húmedo corresponden a la región centro y sur.

Al norte de la provincia los veranos se presentan con temperaturas constantemente elevadas con temperaturas medias que se sitúan entre los 25 y 26 grados, mientras que los inviernos son suaves y benignos, con temperaturas medias que oscilan entre los 10 y 16 grados.

En esta zona se destacan las estaciones unas de otras, la humedad es elevada e imponen su influencia los vientos Pampero y el Aire Polar que hacen descender la temperatura. Las precipitaciones en el sur son menos frecuentes y disminuyen en invierno.

Su relieve está compuesto por dos zonas claramente definidas, la región de las lomadas entrerrianas y la región del Delta del Parana. Son de poca altura que no supera los 106 metros pero contribuyen a separar las aguas de los ríos que vierten sus aguas en los ríos Uruguay y Paraná. La región más alta está indicada por las ciudades de Diamante, Victoria, Gualeguay y Gualeguaychú. La región del Delta del Paraná está ubicada al sur de la provincia, es una zona deprimida, formada por ríos, riachos y arroyos y casi 5000 islas, que son distribuidas entre las provincias de Entre Ríos, Buenos Aires y Santa Fe.

En la provincia de Entre Ríos pueden distinguirse los siguientes tipos de vegetación o formaciones: Sobre ambos límites de la provincia, sobre el este y oeste, se desarrollan bosques en galería que constituyen la prolongación de la selva misionera . En el interior de las selvas Las especies arbóreas y arbustivas que predominan son el tacuaruzú, pindó, sauce criollo o colorado, higuerón o agarrapalo, quebrachillo, virarú, ombú, laurel, timbó colorado, ibirá pitá o caña fístula, lapachillo, seibo, lecherón o curpí, Sarandi blanco, molle, coronillo, arrayán, guayabo, canelón, lapacho de Misiones y aliso del río. Los bosques hidrófilos crecen en las regiones húmedas, se distinguen de la selva en galería por la menor variedad de especies y la ausencia de lianas, siendo frecuente la existencia de bosques puros de una sola especie formando seibales, sauzales, alisales, etc. Un árbol característico es el seibo que ese adapta perfectamente a los suelos pantanosos donde forma extensos bosques abiertos.

Las especies características son además de las mencionadas el aliso de río, espinillares, timbó blanco y Sarandi colorado. La vegetación de bañados y de agua se manifiesta en todos los esteros, lagunas, pajonales, riachos y tierras inundables tan frecuentes en la región. La vegetación acuática es la dominante. Se destaca el irupé, ninfácea. El jugo de sus flores es muy refrescante. Existen también numerosas especies flotantes de gran tamaño denominados camalotes. Los Palmares que se presentan en la región responden a varias especies entre las que se destacan el yatay, el caranday, el pindó, y el mbocayá. Son conocidos los palmares de Concordia y Colón. Los yatayes de Concordia se hallan formados por árboles muy altos y viejos que se renuevan con mucha dificultad. El Palmar de Colón, declarado Parque Nacional. La especie predominante es la Syagrus Yayay, esbelta palmera de 12 metros de altura, hojas pinadas de más de dos metros de longitud y tronco de aproximadamente 40 centímetros de diámetro. Casi todas las palmeras superan los 100 años de edad.

Entre los árboles se pueden nombrar aromos, aguaribayes, ceibos y sauces. Hacia el norte crecen los bosques del espinal, compuestos por aromitos, quebrachos blancos, espinillos, ombúes y ñandubays entre otros.

Las características del clima, la abundante vegetación y la existencia de numerosos cursos de agua que presenta la provincia de Entre Ríos, contribuyen a la existencia de una fauna silvestre muy rica y variada.

En el centro de la provincia existen animales muy característicos, vizcachas, martinetas, mulitas, zorros, garzas, tucu-tucus, tortugas de variados tipos, liebres, perdices y gallaretas son algunos de los más destacados.

Ya en las zonas, este y oeste de Entre Ríos, conviven carpinchos, nutrias, y lobitos de río. Entre las aves están los cardenales, jilgueros y loros, patos, gallaretas, garzas y pirinchos. Los peces que más abundan son:

  • Pejerrey de río
  • Palometa amarilla
  • Manduvá
  • Taratira
  • Manguruyú
  • Surubí atigrado
  • Surubí manchado
  • Patí
  • Dorado
Pacú
Parque Nacional El Palmar Primera Parte