El Barroco

Características, obras y artistas de esta época artística

¿Qué es el Barroco?

El Barroco fue una época histórica en la que las artes tales como podrían ser la pintura, la arquitectura, la literatura o la música fueron concebidas desde una perspectiva diferente, con un carácter más refinado, adoptando dinamismo a sus artes más visuales y una visión más pesimista de la realidad en sus obras literarias. Esta época, contrapuesta al Renacimiento, comenzó a finales del siglo XVI en Italia, donde inició su expansión por toda Europa.
El Barroco Documental

Características del Barroco

En este periodo cultural y artístico, se podían distinguir unas características en las que se basaban la mayoría de obras de esta era:


1.Exceso de ornamentación

El término ''Barroco'' se empezó a utilizar a finales del siglo XVI para designar aquellas obras, tanto artísticas como literarias, que poseían un exceso de ornamentación o de exageración a la hora de mostrarse al público.


2.Exaltación de la religión y de los gobernantes

En sus obras, se buscaba un carácter predominante de la religión en pos de exaltar su imagen debido a la Contrarreforma, en la que la Iglesia vivió un periodo de auge. También se representa la figura de la familia real.


3.Naturalismo y pesimismo

En el mundo artístico, el naturalismo era un pilar en el que se sostenta el barroco. La necesidad de representar los sentimientos interiores, la intensidad de expresión y su reflejo en los rostros de sus personajes fomentaron la representación de las figuras de manera individualizada, otorgándoles de personalidad propia.

En el mundo literario, también se observaba una constante tendencia por remarcar los aspectos más crueles de la realidad, sirviéndose de un aura de pesimismo en sus palabras como método para mostrar la realidad en su estado más puro, al igual que buscan reflejar la fugacidad de la vida y la muerte.

Principales artistas y obras

Luis de Góngora y Argote: poeta y dramaturgo español, fue el máximo exponente de la corriente literaria conocida como culteranismo. Su obra más famosa es ''Fábula de Polifemo y Galatea''.


Francisco de Quevedo y Villegas: escritor español del Siglo de Oro, fue una de las figuras literarias más importantes de la historia de la literatura española. Su obra principal es ''El buscón Don Pablos''.


Lope de Vega: uno de los poetas y dramaturgos más importantes del Siglo de Oro, renovó las fórmulas del teatro español cuando éste comenzaba a ser un fenómeno cultural de masas. Su obra principal es ''Fénix de los ingenios''.


Miguel de Cervantes: soldado, poeta, novelista y dramaturgo español, se le considera un personaje inclasificable debido a que sus obras poseen características tanto del Renacimiento como del Barroco, por lo que se le considera una mezcla de ambas. Su obra más importante y conocida mundialmente es ''Don Quijote de la Mancha''.


Caravaggio: pintor italiano activo en Roma, Nápoles, Malta y Sicilia, es considerado como el primer gran exponente de la pintura del Barroco. Una de sus obras más conocidas es ''Salomé con la cabeza de Juan el Bautista''.


Diego Velázquez: pintor barroco sevillano, considerado uno de los máximos exponentes de la pintura española y maestro de la pintura universal. Una de sus obras más famosas es ''Las meninas'' o ''La familia de Felipe IV''.


Francisco de Zurbarán: pintor del Siglo de Oro español y artista representativo de la Contrarreforma.Se dedicó a la pintura religiosa y al comienzo se vio influido por Caravaggio. Una de sus obras más famosas es ''Bodegón de recipientes''.


Bartolomé Esteban Murillo: pintor barroco español, evolucionó hacia fórmulas propias del barroco pleno. Una de sus obras más famosas es ''La Inmaculada Concepción''.


Juan Correa: pintor novohispano, sus pinturas abarcaban tanto temas religiosos como temas profanos. Una de sus obras más famosas es la ''Asunción de la Virgen''.

Difusión del movimiento por Europa

Desde su origen a finales del siglo XVI, el movimiento del Barroco se extendió por toda Europa, donde París, Madrid y Viena fueron los mayores focos de difusión de esta corriente que alcanzó Suecia en el norte, el Imperio Ruso en el este y España en el oeste. Además, esta difusión se expandió a América a través de España y Francia, donde se creó un estilo muy característico del barroco debido a la mezcla con los aportes indígenas.
Big image