El Kiwi

Abigael Keith Español IV, Sra. Valdez periodo 2

La Oda al Kiwi

Las flores blancas te adornan.

y culturas de todo el mundo

descubren a tu camuflaje

en un jardín de enredaderas simples

en la tierra magnificada de China


Cada verano, yo respondo tu citación

porque aunque tú eres moreno en tu exterior

tú escoges los secretos de tu tesoro.

Cada verano, yo río y juego tus juegos

todo para tú, la fruta taviesa

porque yo sé tu naturaleza verdad.

Desde mis ojos estuvieron abierto..

Era amor en el primer mordisco.


Tus vellos, suave como el pelo de un bebé,

hacen cosquillas a mi lengua alegremente.

Tu ojo grande, un círculo de las semillas

miran hacia a mi con inteligencia.

Tú eres una sorpresa para aquellos

quienes cavan un poco profundo

para buscar tu verde vibrante


Carne suavísimo

Jugo dulcísimo

Sabor fabulosísimo


Tú eras llamado después un pájaro

porque tu lámina morena

similar a la terra debajo a tú.

Tu misterio te rodea

y tu belleza de verde;

el color de vida!


Tu secreto...

Tu reto...

Tu carisma...


Me gustan sin fin

Mi kiwi pequeño