Luis de Góngora

Rasgos importantes

-Luis de Góngora nació el 11 de Julio de 1561, en Córdoba. Su padre, Don Francisco de Argote, ocupaba el puesto de juez de bienes confiscados por el Santo Oficio de Córdoba, y su madre, Leonor de Góngora era dama de la nobleza.

- Estudió en la Universidad de Salamanca, donde llamó la atención como poeta, tomó órdenes menores en 1575 y fue canónigo de la catedral cordobesa, donde fue amonestado ante el obispo Pacheco por acudir pocas veces al coro y por charlar en él, además y componer versos satíricos.

- Desde 1589 viajó en diversas comisiones por: Navarra, León, Andalucia y por ambas Castillas. Compuso entonces numerosos sonetos, romances y letrillas satíricas y líricas, que hizo que músicos como Diego Gomez o Gabriel Diaz le buscaron para hacer musica de sus poemas.

- En 1609 regresó a Córdoba y empezó a intensificar la tensión estética y el barroquismo de sus versos.

- Entre 1610 y 1611 escribió la Oda a la toma de Larache y en 1613 el Polifemo, un poema en que parafrasea un pasaje mitológico de las Metamorfosis de Ovidio.

-El mismo año divulgó en la Corte su poema más ambicioso, las incompletas Soledades, este poema desató una gran polémica hasta el punto en el que su figura consiguió un gran prestigio, hasta el punto de que Felipe III le nombró capellán real en 1617. Para desempeñar este cargo, vivió en la Corte hasta 1626, donde se arruinó para conseguir cargos a sus familiares, al año siguiente, su figura se revistió de aún mayor prestigio, hasta el punto de que Felipe III le nombró capellán real en 1617. Para desempeñar tal cargo, vivió en la Corte hasta 1626, arruinándose para conseguir cargos y prebendas a casi todos sus familiares; al año siguiente,

-En 1627, perdida la memoria, se marchó a Córdoba, donde murió de una apoplejía en medio de una extrema pobreza.

Algunas de sus obras poéticas más importantes fueron:

La mas bella niña

La más bella niña

de nuestro lugar,

hoy viuda y sola

y ayer por casar,

viendo que sus ojos

a la guerra van,

a su madre dice

que escucha su mal:

Dejadme llorar,

orillas del mar…

Pues me distes, madre,

en tan tierna edad

tan corto el placer

tan largo el penar,

y me cautivastes

de quien hoy se va

y lleva las llaves

de mi libertad,

Dejadme llorar,

orillas del mar…

En llorar conviertan

mis ojos de hoy más

el sabroso oficio

del dulce mirar,

pues que no se pueden

mejor ocupar

yéndose a la guerra

quien era mi paz,

Dejadme llorar,

orillas del mar…

No me pongáis freno

Ni queráis culpar;

que lo uno es justo,

lo otro por demás.

Si me queréis bien

no me hagáis mal;

harto peor fuera

morir y callar.

Dejadme llorar,

orillas del mar…

Dulce madre mía,

¿quién no llorará,

aunque tenga el pecho

como un pedernal,

y no dará voces

viendo marchitar

los más verdes años

de mi mocedad?

Dejadme llorar,

orillas del mar…

Váyanse las noches,

pues ido se han

los ojos que hacían

los míos velar;

váyanse, y no vean

tanta soledad

después que en mi lecho

sobra la mitad.

Dejadme llorar,

orillas del mar…


TEMA


En la primera estrofa encontramos la presentación del tema: una hermosa joven se desahoga ante su madre porque su marido se ha ido a la guerra.

En las siguientes estrofas el tema se desarrolla en forma de la siguiente forma: la protagonista se queja de que la hayan casado tan joven y de la perspectiva de vivir sola.

FIGURAS LITERARIAS

Comparación: El pecho como un pedernal