Reed Beeper Buzz

Desarrollando una comunidad de líderes para un mundo mejor.

Es una época del año muy activa…

Ésta es la estación durante la cual estamos con tantas cosas y tenemos tantas ocupaciones que a veces parece que todo puede estar fuera de control en un instante—¡incluyendo el comportamiento de nuestros niños! Puede hacer una gran diferencia en épocas de estrés si se aseguran de tener rutinas fijas durante los momentos claves del día. ¡Aquí está un enlace para un artículo breve sobre las rutinas que les resultaría útil durante esta época tan activa! El Boletín Informativo CONNECTION sobre la Participación de los Padres [Parental Involvement CONNECTION Newsletter], es otro recurso excelente. Esta edición del boletín incluye artículos que tratan de enseñar a los niños sobre la gratitud, cómo comer saludable durante las celebraciones festivas y la seguridad con respeto a las medias sociales.

Relaciones entre el programa de estudio…

Aprender a pensar desde una perspectiva crítica puede ser una de las destrezas más indispensables para el futuro de los niños de hoy. Así pues, ¿cuál es la mejor manera de apoyarles y enseñarles mientras desarrollan estas destrezas para el pensamiento crítico? Aquí tienen unos consejos e ideas para ayudar a nuestros niños a echar los cimientos del pensamiento crítico y hacerse solucionistas de problemas.

· Es importante crear oportunidades para jugar. Cuando juegan, los niños ponen a prueba sus ideas si trata de tirar una cuchara desde la bandeja de su silla alta una y otra vez; hacer rodar dos bolitas en la misma dirección para ver cuál es la más rápida; observar lo que sucede cuando se sumerge la tiza en el agua; o mezclar la maicena y agua para hacer “goop”. Si preparan un espacio y tiempo para jugar, afuera y además tiempo para el juego imaginario, crean oportunidades indefinidas para probar algo y ver la reacción o probar algo diferente para obtener resultados diferentes. Este proceso informal de probar cómo funcionan las cosas es decisivo para desarrollar el pensamiento crítico.

· Es importante ayudar a los niños a considerarse solucionistas a los problemas y pensadores a hacerles preguntas indefinidas. En vez de contestar automáticamente las preguntas que sus niños les hacen, ayúdenlos a pensar críticamente a hacerles preguntas a cambio: “¿Cuáles ideas tienes? ¿Qué piensas tú de lo que está pasando?” Deben respetar sus respuestas si o no las consideran correctas. Podrían decir: “Esto es interesante. Dime por qué piensas así.” Pueden usar frases tales como: “Me interesa mucho escuchar tus pensamientos acerca de esto.” “¿Cómo solucionarías tú este problema?” “¿Dónde piensas que sería posible obtener más información acerca de este problema?”

· No deben solucionarles todos los problemas de inmediato. Al contrario, háganles algunas de las preguntas mencionadas más arriba y proporciónenles suficiente información para que no se frustren, pero no tanta información que les soluciona el problema.

· Necesitan ayudar a los niños a desarrollar las hipótesis. “Si lo hacemos así, ¿qué piensas que será el resultado?” “¿Por qué no pronostiquemos lo qué sucederá?”

· Apoyen el pensamiento nuevo y diferente. Al permitir que los niños piensan de una manera diferente, les ayudan a afilar las destrezas que necesitan para resolver creativamente los problemas. Pueden hacerles preguntas como “¿Cuáles son otras ideas que podríamos probar?”, o animarles a pensar de otras opciones: “Pensemos en todas la soluciones posibles.”

· Es importante apoyar a sus niños a investigar más sus curiosidades. Pueden ayudar a sus niños a desarrollar las destrezas para el pensamiento crítico a fuerza de animarles a buscar más información. Pueden decir, “Bueno, ¿cómo podríamos aprender más? Su papá sabe mucho acerca de esto. ¿Le debemos preguntar? O, ¿debemos tratar de buscarlo en la computadora?”

Por supuesto, a veces no es posible esperar que su niño tarde tanto en solucionar un problema por su propia cuenta. En estas situaciones, se permiten los atajos. Los niños también aprenden de observar cómo ustedes resuelven los problemas. Sin embargo, cuando sea posible, si permiten que sus niños piensen en los problemas desde una perspectiva crítica les ayudaría mucho para desarrollar las destrezas que necesitan a la larga para el pensamiento crítico. Artículo descargado de: http://www.brighthorizons.com/family-resources/e-family-news/2014-developing-critical-thinking-skills-in-children/#sthash.xzxm4hlM.dpuf

Para anotar en sus calendarios…

DECEMBER
  • · 8 – Segunda oportunidad para sacar fotos

    · 9 – Interpretación del Coro Festivo de Reed para los Padres durante el Acontecimiento Festivo para los Profesores a las 6:00 @ LEO

    · 10 – Snowy Social patrocinado por el PTA de Reed- 5:30-7:00

    · 14 – Día de Polar Express/Pijamas para los estudiantes de los grados 1, 2 y 5.

    · 15 – Día de Polar Express/Pijamas para los estudiantes de los grados K, 3, 4 y PK/SLE/ELE

    · 18 – Celebraciones festivas y presentación del PTA sobre el Planetario

    · 21 al primero – DÍAS DE VACACIONES

El líder dentro de mí – Hábito 5 buscar primero entender, luego ser entendido

Buscar primero entender, luego ser entendido significa que es mejor primero escuchar y luego hablar. Al dedicar tiempo para escuchar a otras persona, alcanzará un nivel más alto de comunicación. Enseñar el hábito 5 a sus hijos pequeños se hace al considerar primero su edad y desarrollo. A los niños pequeños les resulta difícil entender el paradigma (punto de vista) de otro. Este hábito se aborda mejor al presentar la escucha como una destreza que debe practicarse. Aprender a escuchar sin interrumpir y aprender a escuchar con sus oídos, sus ojos y su corazón ayudará a los niños a desarrollar cimientos para el hábito 5. En pocas palabras, tenemos dos orejas y una boca para que podamos invertir más tiempo en escuchar con la intención de entender.

El lenguaje corporal puede ser incluso más importante que las palabras. Jueguen un partido con sus niños donde cada uno trate de adivinar la emoción de los demás (feliz, triste, enfadado, frustrado, aburrido, etc.) sin usar ninguna palabra, sólo el lenguaje corporal.